Trabajos de empresas externas del Metro son de mala calidad: Fernando Espino

El líder sindical de los empleados del STC reitera su petición al nuevo director Guillermo Calderón Aguilera de que los trabajos de mantenimiento de las Líneas A y 12 sean realizados por trabajadores de Vías del Metro * Falta de medicamentos en la Clínica Nápoles, otra grave problemática

POR EL TOPO

 

Fernando Espino Arévalo, dirigente del Sindicato Nacional de Trabajadores del Sistema de Transporte Colectivo (SNTSTC), pone el dedo en la llaga y sin tapujos expresa que las empresas externas siguen siendo un cáncer en los trabajos de mantenimiento del Metro.

Sus labores son de pésima calidad y al final los trabajadores tienen que enmendarles la plana al corregir sus errores, expresa Espino Arévalo.

Ante esta problemática, el líder sindical de los empleados del STC reitera su petición al nuevo director Guillermo Calderón Aguilera de que los trabajos de mantenimiento productivo, preventivo y correctivo de las Líneas A y 12 sean realizados por trabajadores de Vías del Metro, quienes por más de 50 años han demostrado capacidad y experiencia superprobada y comprobada.

 

COMUNICADO ÍNTEGRO DE ESPINO A CALDERÓN AGUILERA

Esta Representación Sindical que me honro en representar, titular del reglamento de Condiciones Generales de Trabajo en el Sistema de Transporte Colectivo, le expresa sus saludos y le desea el mayor de los éxitos en el desempeño de su cargo como Director General de esta gran empresa, que tiene a su cargo la movilidad de más de seis millones de personas diariamente.

Asimismo, le expresamos nuestra convicción de que la única forma de garantizar el cumplimiento del objetivo común, que es brindar un servicio de transporte seguro y de la mejor calidad posible de los habitantes del Valle de México, es el manteniendo las mejores relaciones laborales entre la administración del Metro y sus trabajadores.

De la misma manera, le manifestamos que una de las demandas más sentidas de nuestros compañeros técnicos es que se les considere para la ejecución de los trabajos de mantenimiento productivo, preventivo y correctivo, que actualmente llevan a cabo en las instalaciones fijas de las Líneas “A” y 12, funciones de las que fueron desplazados para asignarlas a empresas externas.

Nuestra petición la sustentamos en que, durante más de 50 años, esos trabajos los habían tenido a su cargo nuestros compañeros trabajadores expertos y con capacidad probada en técnica Metro, con los mejores resultados de calidad y eficiencia. Sin embargo, por motivos que desconocemos, se tomó la decisión de contratar, a costos muy altos, para ejecutar esos trabajos, a empresas que desconocen las condiciones de operación del Metro, a las que, en muchas ocasiones, algunos funcionarios de las áreas técnicas, les proporcionan el uso de maquinaria, combustibles, equipos, vehículos, herramientas, espacios para maniobras y oficinas, propiedad del Metro, para el cumplimiento del trabajo contratado, esto en detrimento del patrimonio de nuestra fuente de trabajo.

A lo anterior debemos agregar que, en la mayoría de los casos, los trabajos realizados por las empresas referidas son de mala calidad, por lo que tienen que ser corregidos por nuestros compañeros trabajadores, lo cual constituye un gasto extraordinario en perjuicio del mermado presupuesto asignado al Metro.

Para verificar o descartar lo anterior, le sugerimos de manera respetuosa, disponga se realice, con la participación de compañeros técnicos, una auditoria presencial en la que se verifique, en base a los contratos otorgados, si las empresas están cumpliendo con los términos establecidos en los mismos y si en los casos de incumplimiento, se les han hecho efectivas las penalidades previstas en la normatividad aplicable, además se verifique si están retribuyendo al Sistema de Transporte Colectivo el arrendamiento de los bienes de su propiedad, de los cuales están haciendo uso.

Por la atención que se viva brindar al presente, le expresamos nuestro mayor reconocimiento.

 

OTRA PROBLEMÁTICA: FALTA DE MEDICAMENTOS

También Fernando Espino pide servicios médicos de calidad para todos los trabajadores del Metro.

Resulta que la Clínica Nápoles no ha cumplido con la encomienda de velar por la salud de los empleados al no proporcionar la atención médica que se requiere.

Por esta situación es que se manifestó el líder sindical ante Fidel Rodríguez Maldonado, subdirector general de Administración y Finanzas, para exponerle la falta de medicamentos en la Clínica Nápoles.

 

COMUNICADO ÍNTEGRO DE ESPINO A RODRÍGUEZ MALDONADO

Nos dirigimos a usted, una vez más, para reiterarle en nombre de nuestros compañeros trabajadores y sus derechohabientes, la justa petición de que se resuelva el grave problema que nos aqueja por la falta de medicamentos y del Convenio con un Hospital que sustituya a la Clínica Nápoles, con la finalidad de que se brinde la atención que se requiere.

Asimismo, le solicitamos de manera atenta, disponga lo conducente para que se lleve a cabo una Auditoría a la Clínica Nápoles, con la finalidad de verificar los costos de los servicios que se proporcionan, por cierto, de muy mala calidad, petición que le hacemos en base a las quejas que hemos recibido constantemente de parte de los participantes que, desafortunadamente, han sido remitidos a la referida clínica, la cual no cumple con los requisitos establecidos para la auditoría competente de la salud pública.

Anexamos al presente las deficiencias, entre otras muchas más, que nos han proporcionado las y los trabajadores, así como sus derechohabientes.

Las anomalías que presenta la clínica Nápoles desde la contratación de sus servicios para atender la emergencia Covid para derechohabientes del STC son:

*** Instalaciones inadecuadas para proporcionar servicios hospitalarios (se trata de una casa grande, semiadaptada para esta función), sin las mínimas normas de higiene y asepsia requeridas. Cuenta con habitaciones pequeñas poco ventiladas, sin baño, las cuales son compartidas por dos personas o más, dividiendo a pacientes Covid de pacientes con otro tipo de padecimientos con una simple cortina. Los baños son mixtos y colectivos, se usan sin ninguna diferenciación se (hombres, mujeres, para minusválidos y/o cualquier padecimiento), y nos fue informado por los trabajadores que las regaderas y sanitarios son usados por dos personas al mismo tiempo y con nula higiene.

*** No cuenta con ningún tipo de control y de supervisión para sus servicios. No hay datos ciertos ni registros justificados de los diagnósticos, manejo terapéuticos, desde las complicaciones de los padecimientos, al grado tal que no es posible determinar presuntas negligencias médicas o la veracidad de los estudios, medicinas e intervenciones quirúrgicas ahí efectuadas, así como tampoco el correcto manejo de las incapacidades, ya que no existe SISEM y no hay supervisión del STC o de alguna autoridad sanitaria. Asimismo, una vez que ingresa un paciente Covid o no, las puertas se cierran para cualquier familiar, quienes tendrán que esperar, en el mejor de los casos, el poder contactar a sus enfermos a través de una videollamada cada dos o tres días. No hay teléfonos a dónde comunicarse para dar seguimiento al ingreso de un paciente, en los que han sido proporcionados a los familiares no responde.

*** Tampoco hay farmacias para surtir las recetas médicas emitidas, mismas que, además de no apegarse al cuadro básico de la enfermedad, en la mayoría de los casos debe surtir el paciente con sus recursos.

*** A la fecha se cuenta con un alto índice de fallecimientos de pacientes por Covid (30%), muy superior al del Hospital Durango (17%), pacientes de los cuales no existen reportes médicos, incluso no se sabe cuándo requieren voluntad anticipada. Existe un rechazo generalizado entre los derechohabientes del STC para hacer uso de la clínica Nápoles, al grado de preferir irse a sus casas durante su enfermedad.

*** A esta clínica ya le han derivado casos diferentes a Covid, los cuales son atendidos con déficit de eficiencia. Tal es el caso de las hemodiálisis que se han complicado con infecciones por catéteres sucios y fétidos. Otros pacientes, además del padecimiento de origen con el que ingresan, se contagian ahí de SARS-COV-2.

*** A los pacientes atendidos se les hace firmar numerosos documentos para deslindar a la clínica de cualquier responsabilidad, y antes de autorizar su salida se les exige grabar un video diciendo que fueron atendidos de manera satisfactoria. La propia Gerente de Salud afirma que cuenta con video donde los pacientes dicen haber sido muy bien atendidos.

*** Aun cuando no tienen especialistas para consulta externa, aceptaron este contrato y subcontratan otros hospitales para prestar este servicio a través de los mismos.

Por la atención que se sirva brindar a nuestra justa petición, le anticipamos nuestro agradecimiento.

 

Latest articles

Fernando Espino y Guillermo Calderón reconocen labor de los trabajadores del Metro

POR JOSÉ VIEYRA   El Sindicato Nacional de Trabajadores del Sistema de Transporte Colectivo, que preside el Ingeniero Fernando Espino Arévalo, refrendó el compromiso de los...

Hay que seguir trabajando en unidad para mejorar al país: Ricardo Monreal

POR SABÁS HERNÁNDEZ Para mejorar las condiciones del país es necesario trabajar en unidad, conciliación, progreso, desarrollo y seguridad, afirmó Ricardo Monreal Ávila, presidente de...

Urge que Sheinbaum ponga atención en colonias de alto riesgo ante sismos: Sandra Cuevas

POR JONATHAN VIEYRA Sandra Cuevas, alcaldesa electa en Cuauhtémoc, al conmemorarse el 36 aniversario del sismo del 1985 que dejó miles de muertos e inmuebles...

Tres años de retroceso con Claudia Sheinbaum: Nora Arias Contreras

POR JONATHAN VIEYRA   Durante el Tercer Informe de la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo, no hubo “nada bueno qué decir”, por lo que hay...

Related articles

Leave a reply

Please enter your comment!
Please enter your name here